Me han dejado su corazón...

Pequeñas,caricias,que,acompañan♥

El juego del ángel-C.Ruiz Zafón-

Acaricié y besé cada centímetro de su piel como si quisiera memorizarlo de por vida. Chloé no tenía prisa y respondía al tacto de mis manos y mis labios con suaves gemidos que me guiaban. Luego me hizo tenderme sobre el lecho y cubrió mi cuerpo con el suyo hasta que sentí que cada poro me quemaba. Posé mis manos en su espalda y recorrí aquella línea milagrosa que marcaba su columna. Su mirada impenetrable me observaba a apenas unos centímetros de mi rostro. El juego del ángel-Carlos Ruíz Zafón.

martes, 29 de julio de 2014

Mar en mi cabeza, roca en el corazón.


Sigo pensando que algún día lograré la manera de reconciliar los ángeles con los demonios de mi cabeza; el hemisferio derecho, el que siente, con el izquierdo, el lógico. Pintan la liberación como una luz al final del túnel o como una senda en línea recta sin piedras que te hagan tropezar. Pero si todos los caminos llevan a Roma, ¿adónde nos conducen ese camino o ese resplandor? La respuesta es: a nosotros mismos. Que no, que las calles y las avenidas no confluyen en Roma, ni se bifurcan en los canales de Venecia. Nosotros estamos hechos de principio y de final. Es un error buscar la salida, se puede escapar de un problema, pero nunca de nuestra piel. Tenemos materia de final en cada gota de sangre, sangre que bombea el corazón, aquella máquina que creemos que debemos confiar a alguien. Ese alguien por quien derramar esa sangre. Nos equivocamos, no necesitamos otorgar a nadie ese privilegio; todos somos letra mayúscula y punto final al mismo tiempo, sin necesidad de que alguien escriba algo entre ellos. En fin, que nunca me podré poner a resguardo de las tormentas de mi cabeza, pero ellas, por fin, empapan tu recuerdo.


3 comentarios:

  1. Concuerdo mucho con lo que has escrito; es una ilusion aquel tunel luminoso tan atractivo a la vista. No existe tal cual, todos los caminos tienen sus trabas y tal vez nisiquiera tenemos idea de ellos hasta que ya vamos camino hacia...
    Aquellos problemas trataran de hacernos claudicar en el camino y tal vez los evitemos pero como dices no podemos cambiar de piel con otra persona o salirnos de ellos como por arte de magía.
    un abrazo y hace tiempo que no me pasaba por aquí.
    pásate cuando gustes

    ResponderEliminar
  2. No debemos otorgar a nadie ese privilegio pero a veces es bueno compartir la vida y regalar los sentimientos que de ella florecen. Pero siempre teniendo en cuenta que somos nosotros mismos quienes decidimos con quién compartir nuestro tiempo entre nuestro principio y nuestro final.
    un besoo!

    ResponderEliminar
  3. l absolutely fell in love with your blog, following you!<3
    Make sure you also check out my blog and follow me as well.

    http://fashionableperfection.blogspot.nl/

    Love John Setrodipo

    ResponderEliminar

Historias que contar